Fernández de Lizardi; de la narrativa a la independencia

Cultura 14 de enero 2020
Radiante FM Puerto Vallarta

Nació el 15 de Diciembre de 1776, justo al final de la época colonial y es considerado el iniciador de la novela americana.

Sus obras narrativas, que reflejan sus posturas críticas, incluyen El Periquillo Sarniento  y La Quijotita y su prima (1818). También cultivó, con menos éxito, la poesía y el teatro. Su autobiografía, Noches tristes y día alegre (1818), contiene los primeros gérmenes del romanticismo mexicano.

La infancia de José Joaquín transcurrió en Tepozotlán, donde su padre ejercía la medicina en el Seminario de los Jesuitas. Hizo en esta población sus primeros estudios, que amplió después en el Colegio de San Ildefonso; pero no pudo terminarlos por falta de recursos.

Aunque entre sus primeras composiciones figura un himno dedicado al soberano español Fernando VII, Fernández de Lizardi se opuso pronto a la monarquía y abrazó los ideales independentistas. 

Fue el fundador de múltiples publicaciones, la más célebre de todas ellas es El Pensador Mexicano, que duró de 1812 a 1814 y de la cual tomaría su seudónimo literario. Con sus artículos y escritos luchó por la libertad de expresión y contribuyó a consolidar el ideario independentista. Escribió también versos desaliñados, de los que lo más interesante son las Fábulas (1817), pero se le recuerda más por sus artículos políticos y, sobre todo, por sus tres novelas, que inauguraron el género en el continente: El Periquillo Sarniento (1816), La Quijotita y su prima (1818) y Don Catrín de la Fachenda (1832).

El Periquillo Sarniento es sin duda la mejor y más famosa. Es una obra de carácter edificante, a través de la cual el autor busca combatir vicios, criticar la hipocresía de la sociedad y ridiculizar los malos hábitos. A pesar de su trasfondo moralizante, la novela alcanza un indudable valor literario gracias a sus elementos costumbristas, a su humor y a la vivacidad de muchos de sus episodios.

Periquillo Sarniento

Las páginas de las obras de Lizardi, ofrecen un campo extenso para los estudios lingüísticos, pues en ellas se encuentra un dialecto, que resultó la fusión de las razas español, azteca y africana (la tercera raíz racial del actual México). Su conocimiento, principalmente por parte de los educadores, maestros, universitarios y funcionarios y gobiernos de América, ayudaría en mucho a reflexionar acerca de las tan deterioradas educación e instrucción en dicho continente.

Lizardi Falleció el 21 de julio de 1827 a la edad de 50 años. Debido a una tuberculosis.

Tú puedes conocer la obra y trayectoria de este gran escritor en Pescador de Letras, por Radiante FM.

En vivo